Países Bajos

Vuelo desde 1 434 USD I/V*

Descubrir nuestros destinos

Ámsterdam

Vuelo desde 1 434 USD I/V*

Noticias de Viajes

¡Estos destinos
le tentarán seguramente!

Los Países Bajos: un destino romántico y cosmopolita

Los neerlandeses han transformado su país en un jardín, que han acondicionado con diques, canales, arboledas, agradables pueblos y ciudades cosmopolitas. Los Países Bajos, conocidos por su sentido de la tolerancia, han sabido mirar hacia la modernidad contemporánea al tiempo que mantienen la tradición.

Reserve su vuelo a los Países Bajos y sumérjase en el corazón de una cultura cosmopolita y rebosante de encanto. Con un marcado carácter europeo, los Países Bajos experimentaron un notable periodo de prosperidad en los siglos XVI y XVII. Los molinos que salpican los paisajes y los numerosos monumentos de los centros históricos de las ciudades son fiel reflejo de ese pasado glorioso.

Con su red de canales, sus barcazas y sus calles con casas de ladrillos vistos, Ámsterdam tiene el encanto de la «Venecia del Norte». Esta ciudad, donde las galerías de arte y las tiendas de diseño se enclavan en edificios históricos, resulta ideal para una escapada romántica. Necesitará una guía de viaje de Ámsterdam para recorrer la capital, que concentra la mayor parte de la oferta cultural del país. El centro histórico de la ciudad es peatonal. Pasee junto a los canales para descubrir magníficos edificios, como el Palacio Real o la iglesia nueva. El Museo Van Gogh es una parada ineludible durante su estancia en los Países Bajos. Alberga la mayor colección de obras del famoso pintor.

Pero los Países Bajos no son sólo un paisaje de postal, entre canales, tulipanes y molinos. A los amantes de la arquitectura contemporánea les sorprenderá el dinamismo y la audacia de las construcciones recientes de Róterdam. El panorama de la ciudad se encuentra en constante evolución. Cuenta con numerosos edificios asombrosos, como el Markthal, un mercado cubierto, el puente Erasmus, o las casas cubo. Es también la ciudad para ir de compras, y admirar el arte contemporáneo en el Kunsthal, todo ello en un ambiente moderno.